Consejos para aprovechar mejor la luz natural

Consejos para aprovechar mejor la luz natural

En estos últimos tiempos estamos temiendo recibir la factura de la luz e intentamos no encender las luces durante todo el día, pero a veces se hace necesaria para leer o comer en familia. Y no siempre podemos conseguir energía verde.

De ahí la importancia de conseguir que nuestro hogar pueda aprovechar la luz natural, al menos durante el día, a fin de evitar acudir al encendido de lámparas o bombillas en cada estancia.

Vamos a darte consejos sencillos pero que son eficaces maneras de hacer que tu casa sea lumínicamente eficiente:

Ventanas amplias

Empecemos por las ventanas, son las principales entradas de luz en una casa, así que sería interesante que todas las habitaciones y estancias de la misma tuviesen ventanas.

  • Ventanas altas proporcionan una iluminación más uniforme.
  • Evita cristales tintados, pues reducen notablemente la entrada de luz.
  • Queremos luz pero no gastar más en aire acondicionado por ello, en caso de grandes ventanales o puertas acristaladas sería conveniente el doble o triple cristal para aislarlas bien de ruidos y temperaturas extremas.
  • En caso de buhardillas, o habitaciones que den al tejado, la instalación de claraboyas o ventanas en el techo son también excelentes soluciones lumínicas.
  • Pintar los bordes y marcos de blanco refleja más la luz que si utilizamos colores oscuros.

Colores claros en paredes, techos y suelos

Al igual que en las ventanas, el uso de colores claros en las paredes refleja la luz que les llega y hace la estancia más amplia e iluminada.

  • Tonos blancos, salmón o amarillos son los colores que mejor reflejan la luz del día.
  • En caso de tener preferencia por los colores azulados escoge tonos suaves y pasteles.
  • Los techos interiores también es importante que sean, a ser posible, blancos, pues los colores oscuros absorben la luz y se pierde iluminación.
  • Los suelos reflejan la luz que entra por las ventanas y claraboyas. Escoge bien los materiales, utiliza maderas satinadas o suelos porcelánicos con baldosas de grandes piezas, son una buena solución para crear entornos luminosos.

Cortinas que no apaguen  

Si vives en zonas de mucho sol no conviene que este queme el color de los muebles, cuadros o adornos, además queremos intimidad.

  • Los grandes estampados, si bien decoran y dan atractivo, tienden a apagar las estancias. Así que si quieres iluminar o las recoges bien de día o buscas colores claros.
  • Utiliza tejidos ligeros, como la organza, la gasa o el lino a fin de que la luz natural pueda atravesarlas mejor.

El mobiliario

Aunque no lo pensemos los muebles también pueden iluminar. Escoger bien el color y el estilo del mobiliario es imperativo para tener una casa luminosa.

  • Escoge sillones en tonos claros
  • Espejos colocados frente a ventanas es un buen truco para reflejar la luz que entra.
  • Las mesas de cristal o con cristal son una buena manera de hacer que la luz se distribuya.

Como puedes ver, cuando se trata de iluminar la vivienda, tan importante es la fuente de la luz, como la superficie que recibe dicha luz.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

©2022 Canexel Construcciones S.L.