El estilo Cottage

El término Cottage, originalmente, se refería a las típicas casas de la campiña inglesa, pequeñas y destinadas para la vivienda de los granjeros locales. De hecho la traducción literal de Cottage sería “casa de campo”. Dichas viviendas, casas de madera en su mayoría, se distribuían generalmente en una planta baja diáfana en la que se encontraba la sala común, cocina, y básicamente todo aquello que fuese protagonista del día a día de los habitantes. En la segunda planta, bajo cubierta y en muchas ocasiones sin ventanas o con pequeñas aberturas, encontramos los dormitorios, meros lugares de reposo. Evidentemente, cuando hoy nos referimos a viviendas de estilo Cottage la historia es bien diferente, hablamos de viviendas que se inspiran en aquellas casas de campo para hacer un desarrollo actual basado en crear espacios acogedores y cálidos. A continuación detallamos las características de las casas estilo Cottage.

Un exterior de casa de cuento

Las fachadas de las casas de estilo Cottage parecen esconder siempre una historia por contar. La asimetría de sus volúmenes, componentes y materiales suele ir de la mano con inclinaciones de cubierta muy pronunciadas y, a veces, incluso cubiertas curvas que se inspiran en los tejados de paja de las originales “casas de campo”. Destacan materiales de tipo rústico, con madera y piedra como elementos más presentes. Todo ello, las formas y los materiales elegidos, buscan una suavización de las líneas y volúmenes del diseño.

Dormitorios: refugios acogedores

Al tratarse de casas de campo, las viviendas que apuestan arquitectónicamente por el estilo Cottage suelen contar con dormitorios que muestran sobre todo un estilo de vida relajado. Así, estas habitaciones suelen ser recogidas y acogedoras más que amplias. El lujo se reserva para el mobiliario o la decoración antes que para diseñar grandes espacios. Si en el resto de la vivienda nos encontramos con acabados rústicos y con la madera muy presente, en dormitorios iremos a colores pastel, grandes cojines y almohadas y mobiliario que cree ambientes acogedores y relajantes.

Cuartos de baño basados en la sencillez

Baños simples que buscan aportar serenidad. Con colores claros y generando lugares que invitan al relax. Sin abandonar el clasicismo sí que se deja más de lado esa rusticidad que protagoniza la mayoría de las estancias de estilo Cottage (sin obviarla del todo). Se busca un ambiente apaziguador, de relajación, con colores suaves y piezas clásicas para los sanitarios y las bañeras, con remates y boiseries en piedra y madera.

La cocina como centro de la vida

Se apuesta en esta estancia generalmente por armarios pintados, líneas sencillas y texturas simples y agradables. Los colores por los que se suele apostar se mueven siempre en tonos suaves, sin estridencias y en consonancia con los tonos del mobiliario. Siempre se busca una mirada al exterior, una ventana con gran relevancia en la distribución del espacio, en muchas ocasiones se apuesta de hecho por una bay-window.

Porches, el salón exterior

Si bien es un concepto que suele repetirse en los estilos clásicos, en lo que se refiere al estilo Cottage toma especial relevancia la concepción del porche como una estancia de la vivienda con la particularidad de encontrarse en el exterior. Como una especie de salón al aire libre el mobiliario va desde los sofás hasta cómodas e incluso lámparas de techo. No sobran tampoco las barandillas que hacen las veces de tabique de delimitación de la zona de porche frente a jardín. Jardines que, por su parte, suelen usar grandes árboles para generar espacio de sombra y hacer la transición vivienda-porche-jardín más fluida. Predominan, al igual que en el interior los colores claros y los tonos pastel.

Publicado en:
Sobre el autor

Silvia Muñoz

Silvia Muñoz

Administrativa de Canexel Construcciones. Silvia coordina y gestiona los diferentes proyectos que se realizan a lo largo de toda España siendo el nexo de unión entre las sedes de Madrid y Barcelona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *